Almagro reclama en la ONU que se actúe contra el gobierno venezolano

Nikki Haley la embajadora estadounidense en la ONU dirigirá la reunión

Venezuela calificó como un "acto hostil" la reunión informal que está desarrollando el Consejo de Seguridad sobre la crisis en ese país y dijo que solo responde a la "agenda política" de la misión de Estados Unidos ante la ONU.

La pauta solicitada de manera conjunta por Estados Unidos e Italia no es parte de una actividad del Consejo, así como tampoco se celebra en un salón de reuniones, y no obliga a todos los integrantes del órgano a participar en el mismo, por lo que no genera la aprobación de una resolución internacional.

"Es una mentira de los EEUU cuando se hace creer al mundo que el Consejo de Seguridad está tratando el tema de Venezuela", recalcó.

A su vez afirmó que "se trata de una clara violación de los propósitos y principios de la carta de las Naciones Unidas".

Puntualizó que Estados Unidos ha desatado una campaña sistemática contra Venezuela que incluye medidas unilaterales, coercitivas e ilegales contra funcionarios gubernamentales y la economía nacional en detrimento de todo el pueblo venezolano. "Venezuela resolverá sus problemas internos con mecanismos sustentados en las leyes y la Constitución de la República, por lo que rechaza contundentemente acciones injerencistas del Gobierno norteamericano", sentenció.

Lo mismo reiteró el embajador venezolano, quien acusó a Estados Unidos de "desvirtuar el papel del Consejo de Seguridad como garante de la paz y la seguridad". Rusia y China son dos de las cinco potencias con escaño fijo y derecho al veto en el Consejo, al igual que Estados Unidos, Francia y Reino Unido. No aceptamos injerencias, ni tutelajes de ningún tipo.

"Tenga la certeza que Venezuela no cesará en su compromiso a favor de la paz, la democracia participativa y protagónica, los derechos humanos, desarrollo económico en el marco de su derecho a la libre autodeterminación y su ordenamiento jurídico".

Noticias relacionadas: