Detenciones en Cataluña desatan ola de protestas

Protestas en Cataluña

Varios centenares de personas y dirigentes del movimiento independentista catalán se concentran hoy ante la sede de la Consejería autonómica de Economía en protesta por la detención de doce personas, entre ellas altos cargos regionales, y el registro de sedes del Gobierno de Cataluña.

La ley adoptada por el Parlamento Catalán para la realización de este referéndum fue suspendida por la Corte Constitucional del país, embargada por el gobierno de Mariano Rajoy.

En Madrid, el presidente del gobierno español Mariano Rajoy, declaró ante el Congreso que la policía había actuado por la decisión de un juez.

Entre los arrestados se encuentran el secretario general del departamento de Economía de la Generalitat, Josep Maria Jové, y el secretario de Hacienda Lluís Salvadó.

En la noche del miércoles, la Asamblea Nacional de Cataluña (ANC), una de las principales asociaciones independentistas, llamó a los miles de manifestantes que salieron a las calles de Barcelona a que volvieran a sus casas, para tomar fuerza para nuevas movilizaciones.

Aunque, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha dicho que mantiene el referéndum unilateral del 1 de octubre y condenó la "suspensión de facto" de la autonomía catalana además de la "aplicación de facto de un estado de excepción".

El anuncio de los arrestos provocó que miles de personas se concentraran en el centro de Barcelona para protestar.

Nada más abandonar el pleno, Rajoy se dirigió a su despacho en la Presidencia del Gobierno y recibió sucesivamente al jefe del principal partido de la oposición, el socialista Pedro Sánchez, y al líder del derechista Ciudadanos, Albert Rivera, catalán, pero contrario a la independencia.

"Ya son 13 detenciones y 22 registros", confirmó a la AFP un portavoz de la Guardia Civil.

Allí, el diputado de Esquerra Republicana de Catalunya (izquierda republicana independentista), Gabriel Rufián, le dijo: "Saque sus sucias manos de las instituciones catalanas", antes de que los diputados catalanes se retiraran del hemiciclo.

La Guardia Civil española incautó este miércoles en Cataluña varios millones de papeletas de votación para ser usadas en el referéndum de autodeterminación que los independentistas impulsan pese a la prohibición de la justicia, indicó una fuente próxima a la investigación.

Estas acciones ocurren dentro de una intensificación de los acciones policiales ordenadas por la justicia para evitar el referéndum, que han culminado con incautación de gran cantidad de material electoral, como notificaciones a miembros de mesa, afiches o propaganda electoral. Las sucesivas encuestas revelan que la mayoría de los habitantes de la región están a favor de realizar el referéndum, pero están divididos por igual en cuanto a la independencia.

Noticias relacionadas: