Buzo peruano pide ayuda para salvar su vida

Buzo peruano con el cuerpo deformado por bolsas de nitrógeno pide ayuda

Una enfermedad jamás vista en la ciencia médica es el que padece Alejandro Ramos Martínez, un buzo peruano que tiene que vivir con el cuerpo inflado por bolsas de nitrógeno que se han adherido a sus músculos y es imposible de extraer.

Por su trabajo se sumergía de manera constante en las profundidades del mar para extraer mariscos. Sin embargo, hace cuatro años al ascender abruptamente de las profundidades del océano, su sangre produjo enormes cantidades de nitrógeno. Se trató de extirpar como si fuera como una bola de grasa. "Pero eso está en investigación", explicó doctor Miguel Alarcón del Hospital San Juan de Dios de Pisco, en la ciudad de Ica, al sureste del país.

Hasta el momento, la Sociedad Peruana de Medicina Hiperbárica lo ha apoyado con sesiones de oxígeno puro para que desintoxique el cuerpo, pues una operación podría poner en peligro su vida. De acuerdo a los médicos, este procedimiento ha logrado reducir en un 30% el volumen del nitrógeno.

Noticias relacionadas: